Exceso de tecnología y desórdenes psicológicos

Si bien los avances tecnológicos nos facilitan un montón de tareas, como por ejemplo, encontrar información al alcance de un click o comunicarnos en un instante desde distintas partes del mundo, el uso excesivo de los smartphones e internet puede causar distintos trastornos mentales, según publicó Tammy Kennon para la revista británica The Week.

personas-con-celular

 

Hoy en día nos parece imposible pensar en la vida sin estar conectados a internet, y aunque irónicamente esto debería acercarnos más a todo el mundo, cada vez nos aleja más de él, por estar más pendientes de lo que nos indican nuestros celulares u otros dispositivos que nos conectan al mundo informático, cerrando toda comunicación con la vida real sin darnos cuenta de lo que sucede alrededor. Justamente, la escritora Tammy Kennon resumió los males más comunes entre las personas dependientes de la tecnología.

Tammy Kennon

TAMMY KENNON. La escrritora se refirió a los desordenes que puede causar el exceso de tecnología.

Nomofobia

En inglés es nomophobia, una abreviación de no mobile-phone phobia. Traducido al español significaría: fobia a estar sin el teléfono móvil cerca.

nomofobia

NOMOFOBIA. El miedo a perder el móvil o perder la conexión a internet.

El primer estudio que se realizó para determinar este problema fue en España, en 2011, y fue cuando se descubrió que el 53% de las personas siente un enorme pánico cuando no encuentra sus celulares, se acaba el crédito para navegar o se queda sin batería. El nivel de estrés de los usuarios con esta fobia es igual a cuando van al dentista o el día que contraen matrimonio.

La llamada fantasma 

Es la impresión constante de que nuestros móviles están sonando o vibrando en el bolsillo o la cartera, igual si no los tenemos con nosotros en ese instante. Además de las llamadas, las redes sociales juegan un papel importante, ya que requieren el uso sin interrupción de los dispositivos para estar al tanto de todo lo que sucede en el momento. Este síndrome se presenta mayormente en los adolescentes que viven pendientes de lo más nuevo en la web.

El delirio del Show de Truman

The Truman show es una película estadounidense del año 1998, protagonizada por Jim Carrey. Se centra en la vida de un hombre que está siendo filmado todo el tiempo sin saberlo, hasta que lo descubre y hace hasta lo imposible por escapar. De esto se trata el tercer trastorno, se tiene la impresión de que a través de las cámaras de los smartphones se está retransmitiendo el día a día de las personas con una conexión secreta a internet. A raíz de esto, los afectados por este desorden sufren ataques de pánico que rozan la esquizofrenia.

truman-show

DELIRIO DE TRUMAN. Con este trastorno la persona piensa que está siendo filmada todo el tiempo.

Cibercondría

En cierta forma, tiene que ver con las personas conocidas como hipocondríacas, mezclado con el internet. Es decir, los que padecen de este mal buscan informaciones relacionadas con los síntomas que creen sentir, se autodiagnostican y entran en un ataque de pánico que los termina apartando de la vida cotidiana, buscando evitar que su supuesta enfermedad se agrave.

Tecnorreferencia

Este mal causa que las redes sociales interfieran en las relaciones afectivas de las personas. ¿Nunca te pasó que intentabas hablar con alguien y este no te prestaba atención por estar con la mirada clavada al móvil? Exactamente de esto se trata. Los que sufren de este trastorno no tienen noción de lo que sucede a su alrededor, convirtiéndose en personas frías y distantes de su entorno.

Celulares.

TECNOREFERENCIA. Este desorden lleva a que las personas se pasen concentradas en el celular.

En sus relaciones de pareja, este trastorno incluso llega a afectar la vida sexual, ya que algunos apresuran los encuentros para conectarse a las redes o mirar si no les llegó algún mensaje “importante” en el WhatsApp.

Una vez que se tienen estas alteraciones, la primera opción es recurrir a un psicólogo de confianza para que determine a qué se deben. Pero, en vez de buscar la cura, ¿no sería mejor que evitáramos llegar a estas instancias? Soltá más el celular y disfrutá las pequeñas cosas que pasan a tu alrededor.

Fuentes: The Week, Daily Mail, Today Web, Aleteia en Español.

Fotos: Redes, El País y TN, CNN.