Marly bailará en el Carnaval guaireño: “¡Yo me quiero divertir!”


La ganadora de Baila conmigo Paraguay 2017, Marly Figueredo, sambará mañana, sábado 10 de febrero, en la clausura del tradicional Carnaval guaireño. La morenaza, que formará parte de la comparsa Explosión Gua’i, dijo a TVO: “Me llaman porque el público me quiere ver”. Además, aseguró: “Mi marido siempre apoya todo lo que me hace feliz”.

Marly, contanos más sobre tu regreso a los carnavales.

– Recibí muchas invitaciones de todos los carnavales del país… Si era por mí, aceptaba todas, pero tengo que pensar por dos, no decido sola, el matrimonio cambia mucho la vida de una persona independiente en ese sentido. Y mi marido (Rodolfo Friedmann) tiene múltiples actividades y también yo, con las damas, tenemos todo marcado… En fin, al principio me negué a todas las invitaciones, hasta que vi un fin de semana libre. Hablé con Rodolfo, y no le gustó del todo. Pero fue así como me conoció y seguro por eso, o pensó que iba a bailar como antes, en diminutos trajes (risas). Pero arreglamos eso y le confirmé a un club de Villarrica que este año cambió el nombre de su comparsa, se llama Explosión Gua’i. Mi marido siempre apoya todo lo que me hace feliz, así como yo le apoyo en todo lo que a mí me saca sonrisas; a veces, la política (risas).

¿Te costó decidirte con qué club sambar?

– Fue difícil porque tuve que elegir entre varias invitaciones. Además de la organización, que me quería tener de jurado, pero yo no quiero ser jurado, ¡yo me quiero divertir!

¡Querés seguir sambando!

Desde el 2014 vengo despidiéndome del carnaval. Decía: “Este es el último año que seguramente me contratan”. En realidad, nunca dejaron de convocarme para el carnaval. El único año que no estuve fue el pasado, pero ¡porque me casé! Siempre me llaman, me tienen en cuenta, y eso para mí es muy gratificante, un inmenso orgullo, porque no soy el boom del verano, el cuerpo trabajado, qué se yo… Me llaman porque el público me quiere ver y eso me deja muy feliz, vivo para ellos prácticamente, porque nunca pude salir del todo. Y como le dije a mi marido, hago porque mi corazón me pide, por el cariño de la gente, y porque eso me divierte y me hace feliz. Y la edad, convengamos, no tiene nada que ver para participar en una fiesta así. Pero por el ambiente donde me manejo atrás de mi marido estoy en una etapa de mi vida de ser o no ser (risas). Pero mi lema es ser feliz, hacer lo que a uno le gusta, la vida es una sola, no se repite. No seremos jóvenes eternamente, entonces a aprovechar todo lo que se pueda de lo que nos hace reír. No quiero ser igual a nadie, quiero ser yo, Marly.

¿Cómo será tu traje?

Tengo un traje especial, nada descubierto como antes.

¿Qué te dice la gente con respecto a tu participación en este carnaval?

Estoy en el transe de mi vida de “ser o no ser”. Muchos me dicen: “Vení, te queremos ver”, y otros: “No hagas más eso”. Pero siempre decido por lo que me hace feliz y creo que todo en la vida tiene un final y le estoy sacando al máximo el sumo de lo que puedo aun hacer. Fue mi sueño siempre llegar a ser una persona popular, lo logré y le debo a la gente y a los medios. Y creo que mientras me quieran ver siempre me tendrán en lo que pueda, en la medida que pueda hacer. Ser feliz es mi lema, nunca dejen de hacer lo que aman por el qué dirán. Me dicen: “Decidite, es una u otra” y yo les digo: “Quiero todas”. “No se puede”, me dicen y les respondo: “¿¡por qué no!? Claro que se puede, todo se puede, nada es imposible”. No reprimamos quiénes somos ni lo que nos gusta por “el estatus o el qué dirán”.

 

Fotos: Fernando Franceschelli